Miopes

Miopes

domingo, 29 de enero de 2012

Drive: ¿te gusta...conducir?

8,5/10
Lo único que esperaba de Drive era que me decepcionara. No podía ser de otra manera con la avalancha de loas y alabanzas que ha venido recibiendo en todo el mundo. También estaba al tanto de sus defectos, pero tanto de éstos como de los aspectos más positivos, he preferido mantenerme un poco al margen hasta poder comprobarlo por mí mismo. La experiencia no ha podido ser más positiva. Si tuviera que elegir un referente personal, éste sería Amor a quemarropa, porque me ha provocado sensaciones muy parecidas tanto tiempo después.

Todo en esta cinta del danés tan preciosista llamado Nicolas Winding Refn resulta estimulante. Una cuidada puesta en escena, una estética entre nostálgica e intencionalmente démodé, unos actores que naturalmente nos llevan de la normalidad más absoluta a la violencia extrema. Y una ridículamente pegadiza banda sonora basando en el synth-pop de grupos de nuevo cuño anclados treinta años atrás junto con la música original del ya veterano Cliff Martinez (echad un vistazo a su discografía cinéfila, tiene de todo y bueno, la última la podemos encontrar en Contagio). Es difícil no dejarse atrapar por esta película que podemos definir como una preciosidad salpicada de violencia visualmente muy atractiva. 

Un tipo tranquilo y callado, que trabaja a tiempo parcial como muchas cosas, desde mecánico hasta especialista de cine, pasando por chófer en golpes criminales. Su jefe medio inválido tras un accidente que frustró una prometedora carrera de piloto, decidido a salir de la mediocridad en la que vive. Un delincuente de medio pelo deseoso de hacerse respetar. Un empresario que quiere generar dinero y que está dispuesto a todo por recuperar su inversión. Una joven madre encantadora y sola con su hijo hasta que su marido salga de la cárcel. Y coches, y persecuciones y silencios. Unos silencios que cortan la respiración. Todo comienza con un escueto monólogo telefónico del protagonista, un Ryan Gosling que está demostrando mucho talento en los últimos tiempos en producciones bastante variadas. Asistimos a una escena de persecución por una ciudad de Los Ángeles, cuyas vistas aéreas impresionan tanto como lo que suceden en sus amplias avenidas. Toda una oda al coche americano clásico. No sé si se hubiera podido conseguir el mismo efecto con los menos cinematográficos turismos europeos. El estílismo del Chevy Impala burlando al coche patrulla resulta siempre difícil de superar.

Irene, la madre trabajadora enamorada del conductor e interpretada por Carey Mulligan, presenta el contrapunto real, el cercano con el que el espectador tiene que conectar. Es el personaje que nos une a la historia. Su ternura es su mayor atractivo, junto con ese aire indefenso que la envuelve, rodeada de tantos "tiburones". Bryan Cranston sigue demostrando que es un actor brillante, no era tarea fácil recrear un personaje como Shannon y darle tantos matices. El resto del elenco (Ron Perlman, Catherine Hendricks y Albert Brooks, éste tiene algunas de las mejores escenas como la de la pizzeria) está a la altura de la película creando el equilibrio justo entre lo recargado del montaje cinematográfico y la labor de los actores. Quiero decir con esto que sí, en efecto, Drive es una película visualmente impresionante. Tiene unas escenas de acción sublimes, esas persecuciones en la ciudad nocturna o en las afueras a plena luz del día, son simplemente espectaculares. Pero luego tenemos escenas como la primera en la que vemos la violencia de la que es capaz el protagonista, sentado en un bar mientras un tipo que le reconoce le propone un negocio. O la del ascensor (una de las que más se van a recordar, sin duda) en la que la química de los actores funciona como un reloj, sumándose, por supuesto, la pericia de un director que sabe lo que quiere perfectamente. Del danés ya había visto la extrañamente hermosa Valhalla Rising. Y aunque pudiera parecer que son diametralmente opuestas, sí que pueden tener puntos en común. En Valhalla también tenemos un antihéroe desconocido, un hombre callado y apático que muestra su parte más violenta cuando es necesario. Es una película de gran factura visual, con imágenes evocadoras de no siempre fácil comprensión, y con un gusto por la violencia no demasiado refinado. Pero donde Valhalla Rising fracasa es a la hora de transmitir emociones. Ahí, Drive es un triunfo absoluto. 


El papel de la música no es baladí. No podía ser de otra manera. Es una banda sonora deliberadamente romántica, siempre dentro del pop más artificioso y barroco. Que choca con fuerza con una acción trepidante y con escenas muy agresivas. Personalmente no me he podido resistir a melodías tan pegadizas como "A real hero", "Nightcall" o "Under your spell". Diferentes artistas todos bajo la influencia de Air (tanto en la nacionalidad como en el estilo) o incluso podemos irnos más atrás y quedarnos con unos Soft Cell. Por otro lado, tenemos la música original de este trotamundos musical reconvertido finalmente en compositor para cine y televisión, que es Cliff Martinez. Puede que no soportara un disco de este hombre fuera del entorno natural que supone una película, pero en su contexto, la música de Martinez engancha perfectamente.



viernes, 6 de enero de 2012

Los discos del 2011: Selección pobre pero honrada de lo mejor del año

Este año ya pasado me había propuesto como buen propósito, de los que no se cumplen, el escuchar una música lo más variada posible. No es que lo haya podido hacer todo el tiempo, pero intentarlo sí lo que he intentado. Desde luego no me ha parecido un mal año musicalmente hablando, al menos yo lo he disfrutado bastante aunque tengo que decir también que no ha habido una gran avalancha de canciones pegadizas, al menos canciones por las que no sentirse culpable evidentemente. Ahora mismo estoy pensando en ellas, qué mente ésta. Voy a hacerlo rápido, pondré los discos que me han ido gustando más, con algún motivo que lo adorne, y luego haré una lista de cinco que sí me han dejado huella. La posición es anecdótica, depende del momento y el lugar.

  • In Flames "Sounds of a playground fading" Porque a nadie parece haberle gustado esta disco de los nuevos/falsos In Flames. Una banda tan veterana sin cambios es como un jardín sin flores o un banco sin abuelos "mellaos". Le falta sustancia. Me ha gustado mucho y cualquier nuevo fan podrá disfrutarlo, ahora bien si vas de talibán....
  • Black Joe Lewis and the Honeybears "Scandalous" Porque tiene todas las referencias que hacen falta y unas canciones impresionantes. Básico pero efectivo
  • Girls "Father, son and holy ghost" Un sonido impecable y un tipo con carisma. Ha estado en una secta y todo.
  • M83 "Hurry up, we're dreaming" Porque tiene una atmósfera absolutamente fantástica, porque no puedes escuchar una sola canción y porque se puede utilizar el adjetivo bello sin querer decir bonito.
  • The Answer "Revival" Porque me aporta la cantidad de adrenalina necesaria sin renunciar a la melodía. Bases blues rodeadas de riffs pesadísimos, en el mejor sentido de la palabra.
  • Copiloto "El inicio, el desencanto y el círculo de confianza" El amigo Javier Almazán saca su mejor disco, aunque suene a tópico. Canciones sencillas, o no tanto, pero quizás el mejor pop español que he escuchado este año.
  • Julien Doré "Bichon" Porque el salir de un programa de talentos cualquiera no te garantiza una vida de comodidad cantando cual marioneta. Poesías urbanas y eternas. Sin olvidar la ironía, cuidado.
  • Kate Bush "50 words for snow" Por tener un disco tan invernalmente cálido y hacer que me equivocara al juzgar a Bush....Kate Bush.
  • The Cars "Move like this" Porque quien tuvo retuvo, no es el álbum diez del 2011 pero mantiene un listón muy alto. 
  • Laura Marling "A creature I don't know" Disco original dentro de su género folk, dentro de cualquier género. A más escuchas, más enganchado estás.
  • Amaral "Hacia lo salvaje" Sí, Amaral. Porque les ha quedado un disco raro y eso me ha gustado.
  • Anthrax "Worship music" Porque ha vuelto Belladonna y lo ha hecho muy bien. Y por esa canción que se llama como un grupo aunque no tenga nada que ver con él. 
  • Arctic monkeys "Suck it and see" Un disco que quizás no tenga la frescura de aquel debut pero tiene la suficiente personalidad como para quedar como uno de los mejores esfuerzos del año. Algunos le han puesto dieces y todo.
  • Wilco "The whole love" Porque es uno de los mejores discos que he escuchado en mucho tiempo. Otro de ésos que se debe escuchar y escuchar hasta realmente disfrutarlo completamente.
  • Black Lips "Arabia Mountain" Porque es un disco de diversión y buenas vibraciones. Y su tema incial es infeccioso.
  • Lights "Siberia" Porque esta chica tiene un no sé qué y qué se yo...y no paro de poner una y otra vez este disco cargadito de pop electrónico sencillo que no facilón. Me alegra el día.
  • VVAA "Muppets: The Green Album"  Aunque solo fuera por Mr. Bassman, ya hubiera puesto este disco entre los mejores del año.
  • Vetusta Morla "Mapas" Me parece que los Vetusta han evolucionado bien y nos darán clásicos del pop español de esta década, o no, lo que será aún mejor. 
  • Frank Turner "England keep my bones" Un cantaautor punk reconvertido. Me gusta.
  • Ghost "Opus Eponymous"  Unos Mercyful Fate menos metaleros y más reales. Grandísimo disco con una puesta en escena que mejora considerablemente. 
  • Dum Dum Girls "Only in dreams" Su disco del año pasado no me convenció demasiado, pero este  tiene algunos temas que me han llegado. De hecho, hasta me empieza a gustar el primero. 
  • ... And You Will Know Us By The Trail of Dead "Tao of the dead" Discazo. A veces progresivo, a veces unos Stones setenteros que da gusto. Gran olvidado de este año pero a recordar. 
  • Black Stone Cherry "Between the devil and the deep sea"  Pura potencia sureña sin olvidar esas melodías que tanto me gustan. 
  • Andrew Jackson Jihad "Knife man" Diablos, otro cantaautor punk. Pero es que sus discos son tan divertidos...
  • Arch Enemy "Khaos Legios" Porque tiene una base rítmica brutal, porque sus riffs son impresionantes y por Angela. 
  • Alison Krauss and Union Station "Paper Airplane" Un poco de country o como quiera que se llame la variedad de los Union Station no hace nada malo a nadie. La voz de Alison Krauss es espectacular, tan cálidad, tan cercana, tan todo... 
  • Trivium "In waves"  Uno de los discos  metaleros del año para un servidor. 
  • The Unthanks "Last" Unas voces angelicales que crean unas composiciones folk agrestes. Parece grabado en medio de un pajar, sí, pero te lleva a donde haga falta.
  • Jay-Z and Kanye West "Watch the throne" No soy demasiado seguidor ni del hip-hop ni del rap. Pero sé reconocer un buen disco cuando lo veo/escucho. 
  • Sixx AM "This is gonna hurt" No es nada especial, ya lo sé. Pero ese tema inicial me ha tenido en corriendo en la bicicleta como nadie. El disco es rock americano bien hecho y tiene la firma del amigo Nikki. Un poco de rock clásico pasado por la turmix de este siglo no viene mal.
  • Malajube "La Caverne" Los canadienses siempre sacan discos sorprendentes, con esas armonías tan especiales y la variedad instrumental. 
  • Los Lonely Boys "Rockpango" Buenas letras y mucho estilo.
  • Low "C'mon" Quizás mi disco pop del año, indie o no. Absolutamente recomendable. 
  • Danger Mouse & Daniele Luppi "Rome" Porque sí se ve el espíritu de Morricone flotando por ahí.
  • Glasvegas "Euphoric /// Heartbreak \\\" Porque tiene Shine like stars y por todo lo demás. 



Y aquí ya hablaría de los discos que más he escuchado este año:

5.  Mastodon "The hunter" (Reprise) No me gustó nada en un principio. Me parecía demasiado inaccesible y sin embargo me ha terminado pareciendo una obra de arte barroca y no destinada a un público amplio. Los Mastodon siguen empeñados en que su marca de fábrica permanezca vigente. Y así ha sido una vez más. Curl of the burl me parece uno de los temas del año.

4. Raphael Saadiq "Stone Rollin' " (Columbia) Mi disco del verano como dije en una entrada perdida de este año. Funky, bluesy, soul...de todo en un disco perfecto que me ponía de todos los estados posibles gracias a un viejo zorro en esto de la música. Stone Rollin' sigue siendo un tema tan sexy como siempre. 

3. Foo Fighters "Wasting light" Ojo, la portada ayudó. Pero es que todo el disco me pareció sublime. De lo mejor de los Foo Fighters desde This is a call. Cada vez que escucho Arlandria me vengo arriba. 

2. The Go!Team "Rolling Blackouts" (Memphis Industries) Éste debería haber sido el número uno. Eso pensaba yo al menos cuando lo escuché allá por marzo. Un disco redondo, lleno de maravillosas composiciones pop sazonadas con toda clase de ritmos. Secretary song es esa canción que no te cansas de escuchar y el resto de temas son, simplemente, perfectos. No os lo perdáis.

1. Adele "21" (XL Recordings) No intento ser original en mi lista, así que poner a Adele sabiendo la manía que le tienen muchos por la sobreexplotación del Someone like you o Rolling in the deep quizás esté de más. Pero es que este disco lo he estado machacando una y otra vez disfrutando de la voz y la personalidad de esta chica destinada a grandes logros. No sé si es el mejor disco del año, y francamente querida, me importa un comino. 



P.D. Hay muchos discos que no me han llegado y que sé que copan la lista de los mejores del año. Muy bien. Otros, simplemente, no he tenido la posibilidad de escucharlos. Aún podría variar esta lista, quién sabe...