Miopes

Miopes

sábado, 15 de octubre de 2011

The Answer: "The Revival"

8/10
The Answer son una estupenda banda formada en Belfast a mediados de la década pasada, sacando su primer y poderoso disco Rise en el 2005. No están descubriendo nada nuevo. No van a cambiar el rumbo de la música. No van a salir en la portada de ninguna revista que pueda declararse "trendy", como mucho de la Classic Rock magazine. Pero Paul Mahon (guitarra), Micky Waters (bajo), James Heatley (batería) y Cormac Neeson (voz) despliegan todos los recursos a mano para darnos unas canciones cargadas de hard rock que viene directamente de las mejores bandas de los setenta. Poned el nombre que queráis. Su primer disco tenía ese cañonazo que era Under the sky, en el segundo (Every Demons) teníamos más ración de lo mismo, pero de lo mismo que nos encanta. Y para este tercero, han decidido seguir por el mismo camino, quizás algo más variado intentando parecerse menos a AC/DC y más a unos Blue Cheer o The Who. Para ambientarse, los chicos de Belfast se fueron a grabar el disco a un rancho de El Paso. No sé si hoy en día esto de desplazarse marca verdaderamente la diferencia, pero este disco suena muy americano en el buen sentido de la palabra. Doce canciones de puro rock and roll donde predomina la voz de Cormac, sin duda la marca de la casa, pero la sección rítmica no se queda atrás (Destroy me, por ejemplo), y Paul Mahon tiene la pauta con esos riffs. 

Como he dicho, no es el gran disco del siglo XXI. Pero cumple. Waste your tears comienza con un sonido muy sleazy, podría ser la intro de cualquier disco de Warrant, se trata de un tema clásico de hard rock, con un estribillo que no termina de romper, pero con esos sempiternos coros que quedan tan resultones. Use me es el despliegue de artillería de Mahon, un tema divertido con otra demostración de talento por parte de Waters y Heatley. Trouble es más bluesy, al principio, para destaparse en una canción mucho más clásico que recuerda a los mejores discos del rock angelino. Nowhere freeway es otro gran momento del álbum. Colabora aquí Lynne Jackaman del grupo Saint Jude. Uno de esos estribillos pegadizos donde los cantantes se deleitan (o nos deleitan, como queráis) mientras Mahon hace un excelso solo. Algo repetitiva al final de todas formas. Tornado es un tema muy contundente, con unos riffs criminales, comenzando como uno lento va creciendo de manera consistente. Vida (I want you) mantiene el tono de temas blues rock, con un estribillo pegadizo, perfecto para el directo, aunque, personalmente, es de los que menos me gustan. Caught on the riverbed es el gran tema del disco, y uno de los que más me recuerda a The Who. Vibrante Cormac, mostrando todos sus registros. Las canciones finales del disco mantienen el tipo: Can't remember, can't forget es un tema de estructura demasiado pop rock, a veces parece más una de estas canciones sacadas de American Idol. One more revival tiene unos coros fantásticos en el estribillo y Lights are down cierra el disco de manera épica, con una de esas power ballads que se decían antes. 

Si os gustan grupos como Black Stone Cherry (creo que es uno de los grupos con los que tienen más concomitancias), o cualquier clásico del rock americano de los setenta, hay que echar un vistazo a este The revival.



Piece by Piece es un canción inédita incluida en la version deluxe, junto con versiones en directo y acústicas.





No hay comentarios: